jueves, 29 de enero de 2009

Rebelarme contra los primigenios del tiempo




Rebelarme contra los primigenios del tiempo me invade

Un deseo incombustible como una tormenta desafiante

Hace poco sentia el frio de una ventana entreabierta

Que ingrato fue el insomio cuyo suspiro apagó la luz.

Mis ojos iridiscentes desean la dimensionalidad de cada surco

Y sumergirme para respirar su aliento manándome entero

Con la fuerza descendiente de un ave fénix lleno de deseos.

Momentos de tormentas, mareas y espesa niebla

Que los sentidos se esconden del eco del seso embaucador

Aprisionamiento irrespirable que nunca agota al corazon

Son segundos largos como aros del Saturno interminable rotación.

Y grito entre la atmosfera de mi umbral

Sin temer molestar a ningún no muerto su despertar

Solo el sonido creativo y melódico de mis dedos

A la niebla inmunda consiguió disipar..conseguí respirar.

Mis sentidos se apostaron sus sensaciones en partida cruel

Cada punto ganado me invadian clavándomelos en mi ser

Arañando heridas ensangrentadas cubriendolas de sal sin miel.

No oia nada, no tatuaba, no respiraba..me arrastraban

A la fosa común donde los maquiavelos pensamientos me abrazaban

Y como espinas de mora caducada infecciones provocaban

Hacia el acantilado de las rocas erosionadas me enviaban.

Y bebí de mis lágrimas agridulces derramadas

Que humedecían en mi profundere ser cada surco candente

Inundando de melancolía con un diluvio improcedente

Arrastrando mi alma hacia una parte terrenal incongruente.

Sentí las voces un murmullo ancestral

Susurrándome que recibió en su cuello aire de la frialdad

Sin proceder de mi aliento pues una mano helada

Me tapaba la boca aprisionando a mi corazon sin respirar

Los aros de Saturno son mentes de inquisitoria crueldad

Pero bien saben que mi absoluta esencia lo ahogaran cuando se agotan.

Nostro umbilical credo confianza y fe marca la plenitud

Cualquier congoja invadida acompañada del sufrimiento insoportable

Son cegadas manando la sangre de lo absoluto en inmensa luz

Mas que nunca la necesidad de hiedrarnos se hace mas intachable.

Almas en lo maximo que alimenta la umbilical existencia

La inexistencia de medición exacta de dimensionalidad

Esta llena de incienso olor del elixir infinito sabor

Hiedrado a ti, bañado en el todo y su total inmensidad.

Rebelarme contra los primigenios del tiempo me invade

Ansioso de estar junto a ti en todos los planos

La hiedralidad absoluta eleva mi alma infinitamente…

…ser tu piel

…ser tu latir

…ser tu respirar.

Tu elixir es la fragancia que permanentemente huelo en mi

Si te ausentarás mi vida, inimaginablemente seria vacía y muerta

Respiro como nunca el aliento que me emanas

Dando robustez a mi pilares de mi catedral inmortalizada.

Tanto que siento en cada momento..mas en estos instantes

La inyección de lo absoluto invadiendo tu venas entreveradas

Como me arden en mi el latir de la plenitud

De tu constante y permanente…luz.

Cuanto deseo desde lo mas profundo de mi ser

Que el amo del secundero escuche la plegaria de mi emerger

Que acepte la alianza del umbilical sentir absoluto

E hiedrarnos sumergidos divisando el alba hasta el amanecer.

Y recuerdo aquella vez:

En mi umbral sigue tu omnipresencia esencia

Donde perdura el perfume en cada rincón

El sabor tan primordial me late lleno de ti

Soy el ser supremo renacido de la madre tierra

Sintiéndome tan umbilical la plenitud de la sinrazón

Cuanta llenanza de tan enloquecida elevanza

Y grito al eco del primigenio del tiempo…

Cuanto ansian mis sentidos de divisarte y cobijarme..

En todas las dimensiones..de una realidad eterna.

Rebelarme contra los primigenios del tiempo me invade

Ansioso de estar junto a ti en todos los planos

La hiedralidad absoluta eleva mi alma infinitamente…

…ser tu piel

…ser tu latir

…ser tu respirar.

Y mi sentir pleno divisará la dimensionalidad de cada surco.

miércoles, 21 de enero de 2009

Con el Enigma de tu Adviento Sentí la Gloria Absoluta


Fluía mi umbilicalmente sangre incontrolada

Deseándote como estación invernal tu calor vaho

La compostura del paso del secundero marcaba su senda

Palpitos que murmuraban ansiando mi ser tu omnipresencia.

Conjuraste ante el tiempo e infinito espacio con la inercia

Levitaba divisándote en mi la cercana esencia

Fragancia de ensoñaciones me absorbía tu aliento

Traslado de dimensionalidad fusionando mi suspiro eterno.

Inmensidad espera entre tus adentros dátiles

Ansiedad deseada del tatuaje presencial en mi cara

Umbilicales sentidos llenos de ensoñación trasformada

Deseosa de divisar mi sensación al verte realidad ensoñada.

Escondiéndose el astro Sol a través del paso del adviento

Presentía la cercanía de la gloria de nuestro Séptimo cielo

Mis sentidos se alineaban paralelamente entre sus celos

Dictándome la sensación incertidumbre de tu olor respirando de ellos.

Entre la oscuridad muy próxima a la puerta de mi cripta

Encantamiento ritual de tu confirmación presencial fue mi enigma

Oyendo tu latir como mi propio existir

No creí en mis ojos el sueño de que estuvieras aquí.

Tu semblante fue tatuado en cada surco por mis iriscentes ojos

Asombrado entre la niebla de la incertidumbre, latía de gozo

El halo de lo absoluto me quemaba por dentro como una lumbre

Al divisar tu presencia única como credo revelado de mi asombro.

Te rebelaste ante los primigenios del tiempo

Sentí como se revelaban mis adentros ensueños

Las palabras dejaron que la mudez le invadiera el eco

De la corriente llorada de sangre que manaban mis ojos.

Mis sentidos tomaron las riendas de la reconquista de tu infinito

Como respiraban la esencia primordial de lo absoluto

Se hiedraron bajo tus surcos mis entrecerrados ojos ocultos

Mi anonadado ente fue sumergido en tu palpitar que tanto escucho.

Se cubrieron las sendas umbilicales entre la atmósfera de un portal

Sensación eterna que descuidó el tiempo de tu presencia inmortal

Fui medium entre la racionalidad y la radialidad absorbida

Bien sabes tu inmensidad presencia sentí que mi alma elevándose se moria.

El astro Sol descansó ausente de nuestro incombustible calor

Y la dama Luna nos acarició con murmullos de pasión

Atmósfera de un sueño invocado de tu sinrazón

Fue tu locura vencer al tiempo…ante mis ojos una eterna ensoñación.

Mi esencia confirmada tomo su palabra

Mi voz se sumergió en tu mar de elevadas sales de sensación

Ascendiendo mi alma hacia ti con las alas de mi corazón

Bañado de silencio oyendo dos corazones y un único latir.

Mis ojos emanaban sangre surcando mi cara sorprendida al fin

Confirmación elevada de nula existencia mía sin ti

Instante ensoñado absoluto y umbilicado donde yacer sentí.

No permitiste que el umbilical despertar tuviera que esperar

Ansioso de tu alba, luz de inundación en mi sin cesar

Nos enclaustramos en absoluta esencia confirmación del respirar

La existencia de la plenitud donde nostras semillas germinan lo primordial.

Gracias por tu invocada presencia

Conseguiste confirmarnos una vez mas

Que sentimos la absoluta realidad tatuada y ensoñada

De la marabunta mundana muerta me conseguiste renacer

Elevando mi sentir pleno atravesando la Gloria del ascender

Eres fuente de agua bendita que infinitamente sacias mi sed.

Siempre en ti inmortal siempre en mi tan umbilical.

miércoles, 14 de enero de 2009

Tus Iriscentes Ojos ven donde miro yo



Me sumergo entre mi profundere ente

Bañado de tu halo de luz que no deseo emerger

Cubre sumergido mi entera dulce embriaguez

Agua de acuarelas negras de esencia de tu ser.

Y entrecerraré mis iridiscentes ojos impermeables

Mi in fatigoso corazón tatúa tu nombre con mi aire

Grita entre vahos de ensueños bendiciones deseables

Sintiendome hiedra hacia mi cielo elevarte rodeandote.

Y sigo sumergido sin hacer falta mi respirar

Pues de ti respiro, eres el aliento de lo que vivo

Mi existencia se desvive de la mancha de tu sangre

Confirmación de un encuentro infinitas veces ensoñable

Realidad encontrada con la umbilical fe creada.

Mi alma alza las alas reforzandose de viveza interior

Late cada instante mas fuerte el sentido de pasión

Influjo de tu Sur Luna, astro de tu ensoñación

Me inunda como tus iridiscentes ojos..ven donde miro yo.

Rosales negros se clavan ardientemente en mi corazon

Umbilicales tan hiedrados la locura de nuestra sinrazón

Tu reluciente cabellera carbonizada es encaje de mi emoción

Donde mis manos huesudas acarician la realidad del absoluto sabor.

Tu rostro lo presiento descansar sobre mi torso

Unico respirar desde la estación de Agosto

Somos razas distintas a la marabunta humana

Brillo unico del elixir absoluto bañan nuestras alas.

Deliciosa eres tan primordial

Haces no extinguirme entre las nubes de mi plateado cielo

Tan tuyo como dulce latir que secas mis venas

Tan necesitado de ti, colosal inmortalidad del sentir eterno.

La llave de mi ensangrentado corazón


Amaneció resurgiendo sin desliz el alba

Invadiendome su luz como una dia mas de esperanza

Lleno de resurgido elixir, fiebre de sabor a victoria,

Como ensoñaciones de reyes siempre alcanzaban la gloria.

Las emanaciones del absoluto sabor

Son umbilicales sobre la niebla oscura

Soplos imparables, murmullos de incienso eterno

Majestuosa elevación del umbilical y sublime deseo.

Nadie jamas osará profanar el altar de mi cripta

Donde diviso tus ojos mientras los mios te miran

Bajo la iridiscente mirada afrontas la calidez de mi fuego

De la llama incadescente nunca trazaras penumbra de un Perseo.

Alzo mis alas dejandome llevar del aire de privilegio

Raseando como tu sangre acaricia mi rostro

Recorriendome surcos tatuados de dulce y arañazos cristalinos

Esencia roja, sublime y colosal alimentas mi sentir renacido.

El implacable sabor absoluto en estado puro

Estigmas de sentir con la clarividencia plena

Recompensa umbilical que marca nuestros sentidos

Se estremecen hiedrados ante oportunidad del destino.

En cada noche como gárgola me sumergo entre tu voz

Envolviéndome el vaho de la atmósfera de la sinrazón

Puro aire del eco de una locura abrasando mi eclipsado sol

Resplandeciente es el brillo que me tatúa tu inmaculada emoción.

En mi existencia, entre barros y lluvias, luché por creer

La confirmación eterna de mi ansiada elevación

Infinitas veces en lo alto de mi torre te suspiró mi ser

Para darle a tu alma la llave de mi ensangrentado corazón.

Vendo mi alma al diablo como Fausto


Vendo mi alma al diablo como Fausto

Por morirme y reencarnarme tan lleno de ti

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Por respirar la esencia de tu jardin

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Para sentirme umbilicalmente en ti

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Por el respirar de la inmortalidad tatuada

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Necromántico ser constante de lo amado

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Arderme en tu fuego puro inmaculado

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Exprimirme entre tu vaho ardor evaporado

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Revivir cada instante lo absoluto encarnado

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Elevar intensamente por tu aliento mas alto

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Alcanzar la inmortalidad junto a tu ser ensoñado

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Sumergirme en tu melodia del latir umbilicado

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Sentir tu profundo ser entre mis alas cobijado.

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Absoluto incienso respirar de mi catedral te enclaustro

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Credos confirmados de mis gritos tatuados

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Sentir pleno y lleno bajo tus hiedrados brazos

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Y nunca morir el umbilical sentir en mi en ti

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Caminar infinitamente con tu mano hiedrado

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Confirmacion junto a ti del paraiso ensoñado

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Conmigo en ti, contigo en mi colosalmente elevados

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Elixir absoluto de mi cementerio transformado

Vendo mi alma al diablo como Fausto

Privilegio unico de lo absoluto umbilicalmente amado.

sábado, 10 de enero de 2009

Dos años antes nací para esperarte


Un dia, una tarde de insomio invierno

Blancas esponjosas fueron las manos recibidas

Del dios blanco de sensación fria y eterna

Dando la calidez llenando mis manos vacias.

Ante un crudo llanto me di la bienvenida

Ante la marabunta del mundo real y la esencia perdida

La consigna del respirar hasta el final

Aunque me vieran llorar al expirar.

Profecía que como tea no se consume

Mi alma va a estar contigo

Guiado por los cuatro elementos aquí sigo

Aunque pasen años condenado sin saber tu nombre.

Al nacer tu alma profundamente trasparente deseó ver

El umbral del aliento de la primavera aproximar

Sentí, a la vez, mi aliento compartir

Con el resurgir de dos corazones y un solo latir.

Allá creció bajo la inocencia de sus alas

La plenitud constante en su cara lacada

Brillando pues el sol lucero la cariciaba

Sintiendo entre mis sombras en mi tacto su piel tatuada.

Emprendí caminos grises, claros y embarrados

Deseando el conjuro - si algún instante seré feliz

El credo impropio de mis ganas de vivir

Contiene el puro aliento que respiro de ti.

Ensoñando cada momento nuestros rostros

Transita el viento cada vez mucho mas goloso

Rezando la existencia mutua y tan Nostra

Si existe la suerte confirmada en esencia.

Cuantas veces la vida se ha reido de mi

Cuantas veces mis ojos han llorado sin ti

Cuantas veces me elevo rebuscándote sin fin

Cuantas veces he ensoñado cobijarme junto a ti.

Con la fuerza del paso del tiempo

Lentos dias grises, largas noches penumbrosas

Semanas vacías sin sentir latir

Rezos de confianza, encuentro del absoluto existir.

Todo fue hasta que el pergamino del tiempo

El amo del destino leyó bajo la claridad de nostros sueños

Mostrando antes nuestros imperturbables sentidos

La confirmación del elixir de nuestros vientos bienvenidos.

Y todo quedó atrás como arena del mar devorada

Ahora el todo absoluto primordial es la realidad ensoñada

Mi alma sigue recordandome tan umbilicante…

..que dos años antes nací para esperarte

..que dos años antes nací para esperarte.